Inteligencia emocional

Inteligencia emocional en el emprendimiento

Volver a

La importancia que tiene la inteligencia emocional en nosotras como emprendedoras, es nuestro principal talento, debido que al iniciar el proyecto el primer empleado eres tú, tener una inteligencia emocional nos impacta y contribuye de una forma mucho más profunda, la capacidad de poder desarrollarla nos lleva a un proceso de fortalecimiento de las relaciones.

En el proceso de emprender requerimos conectarnos primero con nosotras mismas y establecer una relación sana, para luego poder tomar decisiones que consideramos acertadas para nuestro proyecto, manejando de esta forma el miedo y el pensamiento negativo con un razonamiento lógico.

¿Cómo desarrollar la inteligencia emocional para ser una buena emprendedora?

Para iniciar el proceso tenemos estos 5 pasos esenciales que nos ayudarán en el camino de nuestro desarrollo emocional como emprendedora y son los siguientes:

  1. Autoconocimiento: primero debes conocer y entender tus sentimientos y reconocer cuáles son las emociones que están detrás de ellas y el impacto que estas tienen sobre ti. Al entenderlas, te acercarás a saber claramente cuáles son tus fortalezas, debilidades y miedos, al identificarlas y conocerte a ti misma podrás poner más atención a las que la necesitan y también te permitirá poder entender a los demás.

  2. Autogestión: cuando te conoces, esto permite que puedas autocontrolarte y autogestionarte para que puedas mantener el control en momentos claves. Una herramienta que ayuda bastante es el definir tus valores, mientras más claro tengas qué es lo que te mueve y te mantiene firme, podrás realizar acciones con más seguridad.

  3. Automotivación: algo vital al ser líder es saber automotivarse, para conseguirlo, debemos identificar qué es lo que te gusta, lo que podrías hacer en cualquier momento, y lo que sientes al hacerlo. Al tener estas repuestas ellas te servirán de motor para mantenerte en pie en el proceso y ante cualquier adversidad. También, te ayudará a conocer a tus colaboradores y enseñarlos a automotivarse o mantenerlos motivados.

  4. Empatía: este aspecto es clave en la emocionalidad, ya que permite conectar con los demás, conocer mejor a las personas y darle la oportunidad de ser el mismo.

  5. Habilidades sociales: evidentemente estamos hablando de emociones, pero también de las relaciones, cuando podemos identificar y analizar las emociones de los demás, conseguimos establecer una relación efectiva.

Espero que desde hoy puedas poner en práctica estos 5 pasos para que seas una emprendedora de éxito.

Déjanos tus comentarios

Comprar productos en Nosotras Online Perú