Volver a

Si quieres aprender cuáles son los cuidados del pezón en la lactancia materna, ¡este artículo es para ti! Sabemos que existen muchas dudas y mitos alrededor del tema, por eso aquí estamos  Nosotras, para resolver todas tus preguntas.

Cambios en los pezones durante la lactancia

Durante este periodo algunos cambios visibles en los pezones pueden ser:

  • Mayor grado de sensibilidad

  • Crecimiento de glándulas mamarias

  • Oscurecimiento del pezón y areola

  • Crecimiento de vello alrededor del pezón

  • Resequedad y picazón

Sin embargo, se supone que no debería haber dolor en ningún caso, por eso,  si esto te ocurre es importante que acudas al consultorio de tu ginecóloga para que te aconseje sobre los cuidados especiales que debes tener.

¿Cómo cuidar los pezones durante la lactancia?

Para profundizar en los cuidados del pezón en la lactancia materna, se recomienda incluir en la rutina diaria ciertos hábitos que ayudan a mantener los senos sanos, evitando así molestias y dolores. Algunos de estos consejos son:

  • Lavar los senos únicamente con agua, ya que los jabones o geles pueden resecar la piel  aún más que la saliva del bebe.

  • Después de amamantar los pezones se deben dejar secar naturalmente, o con una toalla limpia, sin ejercer ningún tipo de presión.

  • Utilizar crema humectante para reparar la piel de los pezones, es importante tener siempre  en cuenta que esta se debe retirar / limpiar antes de amamantar porque puede causar una enfermedad en el bebé. Existen algunos productos especializados que no se tienen que retirar, porque sus componentes que no le hacen daño al bebé. 

  • Utilizar protectores de pezones para minimizar el roce de estos con la ropa interior ¿ya conoces nuestros Protectores de Lactancia Nosotras Lacti? serán tus mejores aliados para esta etapa. 

  • Consultar con un especialista en el momento que se considere pertinente

Ejercicios para preparar el pezón para la lactancia

Los expertos recomiendan mantener los pezones libres de aceites, cremas o químicos durante el embarazo, además de intentar brocearse antes de las 10 de la mañana todos los días 15 minutos diarios, al menos dos semanas antes del parto.Esto hace que los pezones estén sanos y fuertes para recibir al bebé.

Anteriormente se recomendaba hacer masajes y diferentes ejercicios, muchas veces dolorosos, para preparar el pezón antes de la lactancia, pero hoy en día los expertos no recomiendan hacerlo, ya que el cuerpo se prepara solo para lactar, sin necesidad de ayudas externas.

Recuperación del pezón después de la lactancia materna

El cuerpo de las mujeres es sabio: los pezones y los senos tienden a volver a su forma original cuando la lactancia se acaba, y los bebés ya no se deben alimentar de la leche materna.

Es importante tener presente que amamantar es beneficioso para la madre y para el bebé, porque al tiempo que el niño se alimenta con lo más nutritivo que existe, la madre previene enfermedades, como el cáncer, y crea vínculos invaluables con su hijo.

Si quieres profundizar más en el mundo de la lactancia te recomendamos nuestro artículo 6 dudas más frecuentes de la lactancia materna donde la experta, Carolina Gómez, responde muchas preguntas  que estamos seguras de que vas a querer saber durante esta etapa.

En Nosotras Online tenemos información de valor para las mujeres que, como tú, están interesadas en todos los temas de maternidad y lactancia. Además, siempre te recomendamos que asistas a consultas con profesionales de la salud que te puedan orientar con mucha más personalización hacia los tratamientos y los consejos que necesitas.

Déjanos tus comentarios

Comprar productos en Nosotras Online Perú